ROGAR A CRISTO CON MARÍA

diciembre 30, 2007

     

CAMINO DE MARÍA

Cristo nos ha invitado a dirigirnos a Dios con insistencia y confianza para ser escuchados:

 «Pedid y se os dará; buscad y hallaréis; llamad y se os abrirá» (Mt 7, 7).

El fundamento de esta eficacia de la oración es la Bondad del Padre, pero también la Mediación de Cristo ante Él (cf. 1 Jn 2, 1) y la acción del Espíritu Santo, que «intercede por nosotros» (Rm 8, 26-27) según los designios de Dios.En efecto, nosotros «no sabemos cómo pedir» (Rm 8, 26) y a veces no somos escuchados porque pedimos mal (cf. St 4, 2-3).Para apoyar la oración, que Cristo y el Espíritu hacen brotar en nuestro corazón, interviene María con su intercesión materna. «La oración de la Iglesia está como apoyada en la oración de María».

Efectivamente, si Jesús, único Mediador, es el Camino de nuestra oración, María, pura transparencia de Él, muestra el Camino, y «a partir de esta cooperación singular de María a la acción del Espíritu Santo, las Iglesias han desarrollado la oración a la Santa Madre de Dios, centrándola sobre la persona de Cristo manifestada en sus misterios».

  En las bodas de Caná, el Evangelio muestra precisamente la eficacia de la intercesión de María, que se hace portavoz ante Jesús de las necesidades humanas: «No tienen vino» (Jn 2, 3).

 Entremos en el 2008 con confianza en Dios, 

imitando la Fe de María Santísima.

Que María Santísima nos asista con la ternura de su Amor Materno. 

Que María Santísima nos enseñe a conservar y meditar en el corazón las maravillas que Dios lleva a cabo cada día en la historia.

Que María Santísima nos ayude a reconocer en la trama de la vida diaria la intervención constante de la Divina Providencia, que todo lo guía con Sabiduría y Amor.

Que María Santísima nos guíe en el camino de nuestra vida cristiana.

Que Dios Padre, que ha hecho resplandecer en Cristo su Rostro de Misericordia, por la acción del Espíritu Santo,  nos colme con su felicidad y nos haga mensajeros de su Bondad. 
 
 Texto extraído del  “El Camino de María”.   

 
Anuncios

Saludo Navideño

diciembre 25, 2007

Navidad
¡Feliz Navidad y bendecido 2008!

“En el pobre y pequeño establo de Belén,

das a luz para todos nosotros al Señor del mundo.

Tal como muestras al Niño a pastores y reyes

 y te inclinas  ante Él adorándolo y sirviéndolo,

así queremos con amor ser siempre sus instrumentos

 y llevarlo a la profundidad  del corazón humano.”

 (Hacia el Padre, 343- Padre José Kentenich)

 

 


Saludo navideño

diciembre 25, 2007

Dibujo Santuario
“Tu Santuario es nuestro Belén
en cuya aurora Dios se regocija.”

P. José Kentenich

Queridos hermanos: 

 El espíritu de la  Navidad se hace palpable en las personas de María y José. Como ellos y con ellos abramos el corazón y cada espacio de nuestra vida al Dios que viene a salvarnos. Esperemos con anhelo y confianza lo más importante, el Regalo de Dios, y al recibirlo compartámoslo generosamente.
Alegrémonos con la presencia cálida de Dios en nuestras vidas y que esa alegría se manifieste en palabras y gestos de agradecimiento y solidaridad 
En esta Nochebuena acerquémonos al Pesebre de Belén, el que brilla en  nuestro interior, y con un corazón humilde  ofrezcámosle nuestros dolores y las ausencias de los que han partido; con un corazón confiado pidámosle aquello que más necesitamos para vivir; con un corazón magnánimo comprometámonos con el Señor para llevar su mensaje salvador a muchos hermanos; y finalmente con un corazón de niños contemplemos y recemos: 
“Señora de Belén,Señora de la Noche más buena y esperada,
Señora del Silencio y de la Luz,
Señora de la Paz, la Alegría y la Esperanza,
gracias por habernos dado al Señor,
por habernos entregado el Pan que nos faltaba.
Que esta Noche la Luz que Tú nos diste
sea el comienzo de una claridad que no se acaba. 
Amén.”   Card.  E. Pironio 
Queridos hermanos, que el Niño Jesús y su santa Madre los colmen de gracias y los fortalezcan en la fe, la esperanza y el amor para ser auténticos discípulos- misioneros del Señor. Reciban desde el Santuario un cordial saludo y mi bendición para cada uno de Ustedes y sus familias. 
¡Feliz Navidad y bendecido año 2008!                               
 P. José Javier Arteaga (Asesor Nacional del Movimiento de Schoenstatt)

 

 

                                   

 


Fallecimiento sorpresivo del Padre Horacio Sosa Carbó, Argentina

diciembre 24, 2007
Padre Sosa

Se nos fue un gran profeta de nuestro Padre y Profeta

Dos días después del fallecimiento del Padre Hernán Alessandri en Chile, el jueves 20 de diciembre falleció en Argentina el Padre Horacio Sosa Carbó, asistente espiritual del Instituto de Familias de Schoenstatt desde el verano de 2006. 

Falleció de un infarto estando en la Casa de los Padres en Sión.   Sus funerales se realizaron el 21 de diciembre a las 17 hs. en la Iglesia de Dios Padre y su  posterior entierro en el cementerio Hacia el Padre de los Padres de Schoenstatt  en  Sión del Padre.

El P. Horacio se desempeñaba desde el último Capitulo General, en julio de 2006, como asistente sacerdotal del Instituto de las Familias de Schoenstatt, y había servido en el Movimiento como asesor de la Obra Familiar, Madres, Juventud Femenina y Profesionales. 

El Padre Horacio Sosa nació en Paraná (Argentina) el 1 de enero de 1944, estudió en Alemania donde conoció al Padre Kentenich, se consagró como sacerdote el 16 de septiembre de 1972, y perteneció al primer grupo de Padres de Schoenstatt argentinos. Se destacó por su profundo conocimiento del pensamiento del Padre Fundador, especialmente en lo pedagógico, y por ser un muy buen confesor y consejero espiritual. Conocido como conferencista destacado y autor de varios libros y artículos, fue importante para él destacar el carisma del Padre Profeta y su actualidad para la renovación de la iglesia.  En un artículo publicado por él en la revista Basis, de Alemania, titulado “Un Schoenstatt  profético” se percibe claramente su inquietud de que Schoenstatt en su caminar por la historia nunca pierda la misión y actitud profética del “Padre Profeta”, que no se “duerme”, que no se queda tranquilo con la aceptación y benevolencia por parte de la iglesia.  “Fue lo más profético que he leído en décadas”, fue el comentario entonces de un schoenstattiano alemán formado en la escuela del Padre Alex Menningen.  “No pude dejar el artículo, que me hizo sentir como en la época de mi juventud, cuando nos comprometimos y arriesgamos todo por Schoenstatt, por la renovación de la iglesia y de la sociedad desde el carisma del Padre.  Con personas como él vale la pena de nuevo, aunque con 80 años, arriesgar todo por este Schoenstatt”. Al Padre Horacio le encantó este comentario.

Fue un gran amigo de schoenstatt.de, y reconoció con entusiasmo el potencial de vincular y movilizar así a toda la familia profética del Padre en un proceso de inspiración mutua… y de llegar “más allá” del Movimiento. Gracias, P. Horacio.

“De verdad que se nos fue un gran profeta de nuestro Padre y Profeta”, comenta su sobrino, Pepo Koestner.

 

Texto extraído de la página Web de Schoenstatt.de/news

 

                                                                                                                              

 

 


El 18 de diciembre, día de Alianza, falleció en Chile el Padre Hernán Alessandri

diciembre 24, 2007

Pdre Alessandri

¡Cuántas generaciones nos formamos con textos del Padre Hernán, cuántos hemos aprendido con ellos a amar a Schoenstatt!

Sus funerales se realizaron el miércoles 19 a las 15.00 hs. en la Iglesia del Espíritu Santo del Santuario de Schoenstatt de Bellavista; presidió la ceremonia el Cardenal Francisco Javier Errázuriz, concelebraron dos obispos – Mons. Camilo Vial, y Mons. Monseñor Andres Arteaga – y un gran número de Padres de Schoenstatt.  En todo el mundo schoenstattiano, la noticia de su fallecimiento causó dolor y muchos recuerdos preciosos. En el curso del día 18 los medios de Chile le dedicaron amplios espacios.

 

Dotado de una inteligencia fuera de lo común, sabía expresar en forma simple y sencilla grandes verdades teológicas, y al mismo tiempo tenía una gran sencillez, una paternidad sacerdotal y amabilidad que impresionó a muchos. Se destacó también por ser un permanente colaborador en acontecimientos importantes de la Iglesia. Escribió cientos de artículos, especialmente relacionados con la pastoral familiar; dictó innumerables conferencias y continuó escribiendo hasta que su salud se lo permitió. A su último libro lo tituló: “La propuesta evangelizadora de Schoenstatt”, una  obra de síntesis, donde muestra las convergencias del pensamiento del Papa Juan Pablo II y el carisma del Fundador del Movimiento Apostólico de Schoenstatt. El Padre Alessandri también participó como teólogo en el Vaticano y era consultado por los obispos chilenos, a través de la Conferencia Episcopal.  Participó activamente en la Conferencia Episcopal Latinoamericana como asesor, profesor y miembro del equipo de reflexión. Fue uno de los redactores del documento final de la Conferencia de Puebla (México, 1979).

En 1983 fundó la obra social “María Ayuda”, corporación de beneficencia que desde el Santuario de Schoenstatt acoge hoy a 1.400 niños víctimas de maltrato y sus familias a lo largo de Chile.

A los 60 años comenzó un proceso de deterioro de su salud que lo fue desconectando paulatinamente del mundo que lo rodeaba, hasta terminar postrado en su lecho los últimos 9 años, ofrendando su sacrificio y dolor en forma ejemplar.

Se fue un grande. Cuando muere alguien de la Familia que conoció al Padre, que fue pionero, miembro de una generación fundadora, brilla una vez más la luz del carisma del Padre Kentenich en el que, de una u otra manera, tiene el privilegio de participar todo el que es llamado a la Alianza de Amor. Cada “Ideal Personal”, cada misión personal que se va nos deja con asombro, respeto y con gratitud por el mundo que Dios ha creado en una persona. Y nos llama a una renovación profunda en la propia misión que nos fue entregada en la Alianza de Amor.

Queda la alegría que no se pierde, no se va lo que era cada uno, lo que era el P. Hernán Alessandri. Sabemos que va a pasar su cielo cumpliendo su misión en la tierra. ¡No lo dejemos sin tarea en su cielo!.

Textos extraídos de la página web de Schoenstatt.de/news.


La Buena Noticia toca la puerta de nuestros hogares

diciembre 24, 2007

Pesebre

 ¡Amor, paz y alegría!

¡Feliz Navidad!

 Con profunda alegría en  la Noche Santa, vayamos presurosos al pesebre para contemplar  y adorar con María a Cristo,  diciéndole con  profunda fe:

  ¡Sólo Tú eres Santo!

¡Sólo Tú, Señor!

¡Sólo Tú, Altísimo!  

  Y en nuestros corazones también resuena un  canto de  ángeles que dice

¡Gloria a Dios en las alturas y

en la tierra paz a los hombres de buena voluntad! 

Oración diaria      

Padre eterno, te ofrecemos todo el sufrimiento de la querida Madre de Dios y de San José en las largas jornadas de Nazaret y Belén.

Igualmente te ofrecemos nuestros sufrimientos y alegrías personales que vivimos  durante este tiempo de Adviento, y el esfuerzo de ir transformándonos en un SAGRARIO VIVO.

 

  

Concédenos la plenitud de gracias, para que Cristo encuentre nuestros corazones  abiertos y pueda volver a nacer en ellos.   Amén


Ya estamos ante las puertas de la Nochebuena, la Buena Noticia esta llegando.

diciembre 22, 2007
Santuario Original 
Octavo día 

Propósito: La Madre de Dios fue el Sagrario vivo. Ella estuvo cerrada ante todo lo antidivino, y totalmente abierta para Dios. María creyó en la venida del Redentor. Ella recorrió su Adviento con total donación  de sí, con un gran amor servicial y desprendida de sí misma.  Cruzó apresurada las montañas para servir a su prima Isabel.    Y permaneció allí cerca de tres meses. Abramos especialmente las puertas de nuestro corazón ante la venida  del Niño Dios a las aflicciones y necesidades de los que están cerca de nosotros. 

Reflexionamos  hoy las siguientes palabras del Padre Kentenich:

“¿Conoces aquella tierra, imagen fiel del cielo, 

ese reino de libertad tan ardientemente anhelado… 

donde los menores deseos  de Dios comprometen, 

y reciben alegres decisiones por respuesta;

donde, según la ley fundamental del amor

la generosidad siempre se impone victoriosa?”

¡Es mi terruño, es mi tierra de Schoenstatt!

 Oración diaria

Jesús, Redentor del mundo, enséñanos hoy a ponernos en el

camino para encontrarnos contigo y con el prójimo.

Ayúdanos a llevar tu amor y tu gracia a todo el mundo,

así como lo hizo María, especialmente a nuestro ambiente:

A nuestra familia, a nuestro trabajo y a la parroquia.

Tú  estas siempre en camino hacia nosotros;

con alegre prontitud quieres servir y ayudar a nuestros hermanos.

A través  de nosotros todos deben experimentar

 Tu bondad y amor hacia el hombre. Amén

Texto extraído de la Novena de Navidad de las Hnas. Adoratrices de Schoenstatt.  Foto: Dibujo Santuario Original